El cambio climático, una gran amenaza para la segurida hídrica y los ecosistemas fluviales

Este fenómeno altera el caudal de los ríos, que son esenciales en el ciclo de las inundaciones y sequías. Al mismo tiempo que pone en riesgo la biodiversidad de agua dulce.

Por Canal26

Jueves 29 de Febrero de 2024 - 20:05

Río, ríos. Foto Unsplash. Cómo afecta el calentamiento global a los ríos. Foto Unsplash.

El cambio climático está alterando el caudal estacional de los ríos en las latitudes más septentrionales de Europa, Rusia y América, lo que supone una amenaza para la seguridad hídrica y para los ecosistemas fluviales. Así lo afirmó una investigación dirigida por la Universidad de Leeds (Reino Unido) y la Universidad Meridional de Ciencia y Tecnología de China y publicada en la revista Science.

La estacionalidad de los caudales fluviales es esencial en el ciclo de las inundaciones y sequías. Si se altera, no solo se pone en riesgo la seguridad hídrica, también a la biodiversidad de agua dulce.

Se sabe que la actividad humana altera los caudales fluviales en todo el mundo, directamente a través de la construcción de embalses, e indirectamente a través de los efectos del cambio climático que están modificando la temperatura del aire, las precipitaciones, la humedad del suelo y el deshielo.

La iniciativa de Jeff Bezos enciende una luz de esperanza. Foto: EFE

Te puede interesar:

El impresionante aporte millonario de Jeff Bezos para proyecto de IA contra el cambio climático

La verdadera situación sobre el caudal de los ríos

Ahora, un estudio reciente arrojó luz sobre el tema. Para evaluar la situación real del caudal de los ríos, el equipo revisó datos históricos de vías fluviales de todo el mundo y descubrió que el 21% están sufriendo alteraciones importantes en la subida y bajada estacional del nivel del agua.

Peces. Foto: UnsplashSi se altera la estacionalidad de los caudales fluviales, se pone en riesgo la biodiversidad. Foto: Unsplash.

El equipo utilizó los datos de caudal medio mensual registrados por 10.120 estaciones de aforo, que son las instalaciones que evalúan el caudal de agua que discurre por un río, de 1965 a 2014, datos que sirvieron para demostrar, por primera vez, que la reducción generalizada de la estacionalidad de los caudales fluviales está relacionada con el cambio climático.

"La investigación muestra que el aumento de la temperatura del aire está alterando de forma fundamental los patrones naturales del caudal de los ríos", explica Hong Wang, investigador de Leeds y autor principal del estudio.

El estudio constató que en Europa, el 19% de las estaciones de aforo experimentaron un descenso significativo de la estacionalidad del caudal de los ríos, sobre todo en el norte del continente, en Rusia occidental y los Alpes.

Alud en los Alpes franceses. Foto Twitter @nexta_tv Los Alpes experimentaron un descenso significativo de la estacionalidad del caudal de los ríos. Foto X @nexta_tv.

Inundaciones en Dubái. Foto: EFE.

Te puede interesar:

Graves inundaciones en Dubái: cómo se relaciona este fenómeno con el cambio climático

La situación en América

Mientras que, en el norte de Norteamérica, el 40% de las 119 estaciones observadas mostraban una disminución significativa de la estacionalidad del caudal del río, resultados similares a los del sur de Siberia, donde el 32% de las estaciones mostraron una reducción significativa.

Además, las regiones de los Estados Unidos (los 48 estados más bajos de Norteamérica, incluido el Distrito de Columbia) mostraron tendencias predominantemente decrecientes de la estacionalidad del caudal fluvial en general, excepto en los ríos de las Montañas Rocosas y Florida.

Río, ríos. Foto Unsplash. La estacionalidad del caudal fluvial. Foto Unsplash.

"Las subidas y bajadas del caudal de los ríos en las distintas estaciones proporcionan señales vitales para las especies que viven en el agua. Por ejemplo, muchos peces utilizan determinados aumentos del caudal como señal para ir a sus zonas de cría río arriba o hacia el mar. Sin esas señales, no podrán desovar", explica Megan Klaar, miembro del centro de investigación water@leeds y coautora del estudio.

Además, el estudio advierte de que estos cambios no se producirán en el futuro, sino que están teniendo lugar ya. "Deberíamos estar muy preocupados por la aceleración del cambio climático y empezar a pensar en estrategias de mitigación y planes de adaptación para paliar el futuro debilitamiento del caudal estacional de los ríos, sobre todo en lugares como el oeste de Rusia, Escandinavia y Canadá", concluye Joseph Holden, director de water@leeds.

Notas relacionadas