Panorama desolador: aseguran que la sequía en la Amazonía brasileña puede ser histórica y extenderse hasta 2024

La inquietante situación se da por las pocas lluvias, agravadas por el fenómeno de El Niño y el calentamiento del Atlántico tropical.

Por Canal26

Sábado 30 de Septiembre de 2023 - 21:48

Preocupación por la sequía en la Amazonía brasileña. Foto: EFE. Preocupación por la sequía en la Amazonía brasileña. Foto: EFE.

La Amazonía, mayor reserva de agua dulce del mundo, presenta actualmente ríos en niveles mínimos, enormes áreas aisladas por dificultades en la navegabilidad y decenas de municipios en estado de alerta, debido a la fuerte sequía que está atravesando, la cual puede ser histórica y extenderse hasta enero de 2024.

La previsión fue divulgada este sábado por el Centro de Monitoreo de Alertas y Desastres Naturales (Cemaden), organismo vinculado al Ministerio de Ciencia y Tecnología de Brasil y que considera que, este año, los efectos del fenómeno de El Niño sobre el clima en la región serán mucho más severos que en 2015 y 2016, cuando la Amazonía vivió una crisis similar.

Preocupación por la sequía en la Amazonía brasileña. Video: EFE.

Si bien la temporada de sequía recién comienza, la caída del nivel de los ríos amazónicos a niveles mínimos ya perjudica la navegación, la pesca, la agricultura, el equilibrio ambiental y el abastecimiento de agua, alimentos y combustibles en una gran cantidad de municipios.

Además, en los últimos días se registraron inéditas mortandades de peces, incluso de al menos 110 amenazados delfines fluviales en el río Tefé, al parecer provocadas por la sequía, las temperaturas récords en la región y el aumento de la acidez en los ríos.

Según la coordinadora de estudios sobre sequías y agrometeorología de Cemaden, Ana Paula Cunha, "es posible que esa situación de sequía se agrave hasta los meses de diciembre y enero y que solo comience a mejorar en marzo o abril de 2024 (período de lluvias)".

Preocupación por la sequía en la Amazonía brasileña. Foto: EFE. Preocupación por la sequía en la Amazonía brasileña. Foto: EFE.

Para la especialista, la reducción del flujo de los ríos amazónicos es común en esta época del año por las pocas precipitaciones, pero El Niño, que inhibe la formación de nubes, agravó la situación y amenaza con hacerla más severa y prolongada. A ello se le suma el calentamiento del Atlántico tropical, por el fuerte salto en los incendios forestales en la Amazonía y por las temperaturas récords de los últimos días en la región.

Incendios forestales en Brasil. Foto: EFE

Te puede interesar:

El Amazonía brasileña en peligro: los incendios se multiplican por doce en febrero

Estimaciones 

La Cemaden prevé que algunos ríos tendrán este año un flujo inferior al del promedio histórico, entre los cuales se encuentran el propio Amazonas y otros estratégicos para la región como Madeira, Juruá, Purus y Xingu. También se espera un aumento de los bancos de arena, cada vez más extensos como los que actualmente impiden el acceso de los barcos al puerto de Manaos, la mayor ciudad de la Amazonía.

"Este año la sequía puede ser tan intensa como la de 2015-2016 o incluso hasta superarla y convertirse en histórica", afirma Cunha. Con 55 de sus 62 municipios afectados, el gobierno de la Amazonía, el mayor estado de la región, declaró el viernes la situación de emergencia por un período inicial de 180 días.

Preocupación por la sequía en la Amazonía brasileña. Foto: EFE. Preocupación por la sequía en la Amazonía brasileña. Foto: EFE.

"Hay mucha gente ya con dificultades para tener acceso a alimentos, agua potable y otros insumos importantes. Tenemos dificultades precisamente porque dependemos de los ríos para transportar las ayudas", afirmó el gobernador de Amazonas, Wilson Lima.

Según las autoridades regionales, el agravamiento de la sequía puede afectar a cerca de 500.000 personas tan solo en este estado, en donde 59 de sus 62 municipios dependen del transporte por los ríos

 

Notas relacionadas