Momento tierno: un oso pardo fue visto caminando sobre sus patas traseras para saludar a los visitantes

El oso, residente de un refugio en Giorgia, Estados Unidos, fue visto caminando sobre sus patas traseras y aparentemente "saludando" a los presentes.

Por Canal26

Jueves 1 de Febrero de 2024 - 10:19

Las imágenes del oso fueron tomadas el sábado 27 de enero. Foto: Captura de pantalla. Las imágenes del oso fueron tomadas el sábado 27 de enero. Foto: Captura de pantalla.

Un sorpresivo encuentro maravilló a los visitantes cuando un oso pardo residente en un refugio de rescate en la aldea de Tskhvarichamia en Georgia, Estados Unidos, fue avistado caminando sobre sus patas traseras y, aparentemente, saludando a aquellos que lo observaban con asombro.

El episodio tuvo lugar el pasado 27 de enero y fue inmortalizado en imágenes que muestran al imponente oso moviéndose con gracia, posiblemente disfrutando de la nieve o simplemente interactuando, a su manera, con los visitantes del lugar.

El refugio, un hogar de 16 osos que fueron rescatados de circos privados y cazadores furtivos, es también el santuario de diversos animales, incluyendo lobos, caballos y perros que han sido abandonados.

Un oso pardo saluda a visitantes en el refugio de rescate de Georgia. Video: Viory.

Koala llora a su amiga muerta. Foto X.

Te puede interesar:

Desgarrador: la dolorosa despedida de un koala por la muerte de su compañera

¡Pisando fuerte! Curiosidades sobre los osos pardo

El comportamiento del oso pardo, típicamente solitario a excepción de las hembras con sus crías, añadió curiosidad a este encuentro. Son animales conocidos por su hibernación, por eso su avistamiento en pleno invierno fue un evento poco común.

Los osos pardos, habitantes de bosques y montañas en Norteamérica, Europa y Asia, son criaturas fascinantes que ocupan la cima de la cadena alimenticia en su hábitat natural. Aunque son mayormente omnívoros, su dieta puede variar desde frutos secos hasta la caza de pequeños mamíferos.

Oso pardo. Foto: Unsplash.En algunas situaciones desfavorables, los osos polares pueden erguirse sobre sus patas traseras para aumentar su campo de visión. Foto: Unsplash. 

A pesar de su imponente tamaño, estos osos son capaces de alcanzar una velocidad sorprendente de hasta 50 kilómetros por hora, lo que los convierte en los depredadores ideales. Sin embargo, son también animales cautelosos y, en la mayoría de los casos, prefieren evitar el contacto con los humanos.

Tienen una longitud corporal de entre 1,50 y 2,95 m -dependiendo de la subespecie- y una altura de hasta 1,30 m. Su peso también varía desde los 100 hasta los 675 kg. Finalmente, su color puede ser diverso; pardo, en principio, como indica su nombre, pero luego puede presentar un marrón muy oscuro, hasta un dorado claro. 

Notas relacionadas