Qué es Hezbollah, el movimiento islamista respaldado por Irán que podría interceder en la guerra Israel-Hamas

El grupo terrorista cuenta con una de las fuerzas paramilitares más poderosas de Medio Oriente.

Por Canal26

Jueves 19 de Octubre de 2023 - 22:02

Hezbollah podría interceder entre el conflicto Israel-Hamas. Foto: Reuters. Hezbollah podría interceder entre el conflicto Israel-Hamas. Foto: Reuters.

El conflicto entre Israel y las fuerzas terroristas de Hamas, que desencadenó en miles de muertos, rehenes y bombardeos, posee además a otros participantes que, en mayor o menor medida, inciden en las decisiones y el futuro de la guerra. Uno de ellos es Hezbollah, movimiento islamista respaldado por Irán y que cuenta con una de las fuerzas paramilitares más poderosas del territorio.

El grupo, que posee su base principal en la frontera entre Israel y Líbano, podría convertirse en una suerte de comodín en el enfrentamiento, que ya posee ramificaciones en todo el mundo, y desencadenar una disputa regional aún más amplia.

Desde el sorpresivo ataque de Hamas el pasado 7 de octubre, la aviación israelí mató -por ahora- a más de 3.500 personas en Gaza, según informaron autoridades sanitarias palestinas. Estas consecuencias están a simple vista en la frontera israelí con el Líbano, donde Hezbollah e Israel mantuvieron enfrentamientos de escasa intensidad desde el comienzo de la guerra, poniendo a toda la región en alerta.

Encontrá más vídeos

Yoav Gallant. Foto EFE.

Te puede interesar:

Yoav Gallant: "Irán, Hamás y Hezbolláh usarán el Ramadán para desestabilizar"

Historia manchada de sangre

Hezbollah surgió tras la invasión israelí a Líbano en 1982. En aquella oportunidad, las fuerzas de Israel tomaron casi la mitad del territorio libanés, el cual incluía Beirut, donde, junto con las milicias cristianas libanesas de derecha, fue ocupado el territorio occidental de la capital para expulsar a los militantes palestinos.

El asalto dejó un saldo de más de 17.000 muertos, además de una investigación sobre la masacre en el campo de refugiados de Beirut de Sabra y Shatila, considerado como uno de los sucesos más sangrientos de la historia reciente de la región, con entre 700 y 3.000 víctimas. La Comisión de Investigación Kahan responsabilizó indirectamente a Israel de la matanza, perpetrada por combatientes libaneses cristianos de derecha.

Mientras cientos de combatientes palestinos abandonaban Líbano, sus pares islamistas chiitas entrenados por la naciente República Islámica de Irán irrumpieron en el panorama político libanés, con un impacto violento y desproporcionado.

Hezbollah podría interceder entre el conflicto Israel-Hamas. Foto: Reuters. Hezbollah podría interceder entre el conflicto Israel-Hamas. Foto: Reuters.

En 1983, dos terroristas suicidas de la facción atacaron un cuartel de la Marina estadounidense en Beirut, matando a casi 300 soldados estadounidenses y franceses, y a algunos civiles. Un año después, combatientes vinculados a Irán bombardearon la embajada estadounidense en la capital libanesa, asesinando a 23 personas.

En 1985, esos soldados se unieron de manera formal para fundar Hezbollah. Tras ello, el grupo participó en la guerra civil libanesa, que terminó en 1990, y lideró la lucha contra las fuerzas israelíes que ocupaban el sur de Líbano, expulsándolas finalmente en 2000.

Si bien en Líbano Hezbollah es considerado como un grupo de "resistencia" encargado de enfrentarse a Israel, (Estado enemigo de Beirut), gran parte del mundo occidental lo encasilla como organización terrorista. Esto sucede, en gran parte, desde que Argentina lo culpó del atentado de 1992 contra la embajada israelí en Buenos Aires, en el que murieron 29 personas, y del atentado de 1994 contra la Asociación Mutual Israelita Argentina (AMIA), en el que perdieron la vida 85 ciudadanos.

En 2011, las protestas de la Primavera Árabe se convirtieron en guerras de poder que se extendieron en el Medio Oriente, en las que Hezbollah participó activamente. Durante los años que duraron las batallas por el poder, experimentó un ascenso meteórico, pasando de ser una guerrilla insurgente a una fuerza de combate regional.

Hezbollah podría interceder entre el conflicto Israel-Hamas. Foto: Reuters. Hezbollah podría interceder entre el conflicto Israel-Hamas. Foto: Reuters.

Ataque israelí contra El Líbano. Foto: Reuters

Te puede interesar:

Sin fin para los bombardeos: Israel aprovecharía una eventual tregua con Hamás para aumentar ataques contra Hezbollah

¿Cuál es la relación entre Hezbollah y Hamas?

Hezbollah y Hamas no siempre compartieron los mismos objetivos. Anteriormente, ambos grupos islamistas lucharon en bandos opuestos de la revuelta siria: los chiitas (Hezbollah) lo hicieron a favor del dictador sirio Bashar al-Assad, mientras que los sunitas (Hamas) apoyaban a la oposición predominantemente suní.

En la década pasada, cuando la guerra siria, llegó a su fin en la mayor parte del país, los dos grupos dejaron de lado sus diferencias. Tan es así que el jefe de Hezbollah, Hassan Nasrallah, elogió en repetidas ocasiones la creciente alianza, y se reunió en varias ocasiones durante el último año con los dirigentes de Hamas. 

Ataque de Hamás en Israel. Foto: Reuters

Te puede interesar:

Hezbollah reivindicó doce ataques contra Israel en respuesta a una "agresión contra civiles" en Líbano

Su participación en el conflicto entre Hamas e Israel

Actualmente, aún no está del todo claro si Hezbollah intervendrá en la guerra entre Hamas e Israel en nombre de los palestinos, ya que, por un lado, comparte el objetivo último de destruir al Estado judío, mientras que, por el otro, tiene todas las de perder.

Y es que Israel sigue siendo el ejército más sofisticado de Medio Oriente, con algunas de las armas más avanzadas del mundo y con el apoyo de Estados Unidos. 

Una muestra de ello es que, en respuesta al ataque terrorista de Hamas, las fuerzas israelíes mataron a más gazatíes que en cualquier otra guerra, en un claro mensaje a Líbano, que aún se tambalea por la devastadora crisis económica de 2019.

Bombardeo en la Franja de Gaza. Foto: Reuters. Bombardeo en la Franja de Gaza. Foto: Reuters.

De todas maneras, Israel también puede dudar en probar suerte con el grupo respaldado por Irán, ya que una guerra con Hezbollah en el norte de Israel podría encender un tercer frente en los Altos del Golán (ocupados por Israel), que separa al país de las fuerzas alineadas con Irán, incluido el Cuerpo de la Guardia Revolucionaria Islámica, un ala de élite del ejército iraní.

Si bien el arsenal de Hezbollah no puede compararse con el israelí, sí dispone de misiles guiados de precisión altamente sofisticados. Nasrallah afirma que sus fuerzas constan de más de 100.000 unidades, entre combatientes activos y reservistas.

De esta manera, si Hezbollah decide involucrarse en la guerra, se abriría un conflicto en varios frentes, lo que impulsaría al Medio Oriente a un territorio de guerra que desencadenará en consecuencias impredecibles.

Notas relacionadas