Mantenerse hidratado en verano: ¿cómo afecta el calor a las botellas de plástico?

Una investigación llevada a cabo por la Universidad de Arizona analizó cómo el plástico, expuesto al calor, producía la liberación de antimonio.

Por Canal26

Jueves 18 de Enero de 2024 - 11:39

Botellas de agua. Foto: Unsplash. Botellas de agua. Foto: Unsplash.

Ante la llegada del verano, una de las claves es mantenerse hidratado y evitar la exposición prolongada a los rayos del sol. Sin embargo, el hecho de hidratarse en días de tanto calor puede resultar un problema si se hace en una botella de plástico que estuvo expuesta a altas temperaturas. 

Según la Administración de Medicamentos y Alimentos de Estados Unidos, la mayoría de los productos plásticos liberan mínimas cantidades de sustancias químicas en los líquidos y alimentos que contienen. Aunque estas cantidades parecen inofensivas, científicos advirtieron sobre posibles riesgos a largo plazo, ya que esas pequeñas dosis podrían acumularse en el organismo.

Botellas de agua. Foto: Unsplash. Hidratarse en verano. Foto: Unsplash.

Un estudio de la Universidad de Arizona reveló que el plástico expuesto al calor puede liberar antimonio, una sustancia potencialmente tóxica en dosis elevadas. El Dr. Rolf Halden, director del Centro para la Ingeniería de la Salud Medioambiental, explica que a medida que las temperaturas aumentan, los enlaces químicos del plástico se descomponen, aumentando las probabilidades de contaminación del agua y los alimentos.

Encontrá más vídeos

La mayoría de las botellas de agua en supermercados están hechas de tereftalato de polietileno (PET), identificado con el código "1" para reciclaje. El antimonio, componente del PET, puede volverse tóxico en dosis elevadas, según los Institutos Nacionales de Salud estadounidenses.

A pesar de que las cantidades liberadas son ínfimas, los expertos se mantienen preocupados por la posible acumulación de estas sustancias en el organismo, con el paso del tiempo, un hecho que podría desencadenar consecuencias graves para la salud en el futuro.

Además, estudios previos identificaron trazas de antimonio y BPA en agua embotellada, especialmente cuando se expone a temperaturas superiores a 65 grados Celsius. Esto plantea interrogantes sobre la seguridad de las botellas de plástico durante los días más calurosos del verano. Ante estos riesgos, algunos optan por botellas de metal como alternativa. Sin embargo, el experto en seguridad alimentaria Trevor Craig advirtió que incluso estas botellas deben ser vigiladas para evitar la contaminación. 

Botella. Foto: Unsplash. Botella de metal. Foto: Unsplash.

Envase de "Ko Agua". Foto: koagua.com.

Te puede interesar:

"KO Agua": la primera empresa argentina que comercializa agua en caja para evitar la contaminación medioambiental

Señales de que una botella de plástico debe ser desechada

El director corporativo de capacitación técnica y consultoría de Microbac Laboratories, detalló tres signos de que es hora de reemplazar una botella de agua. 

  • Desgaste de la botella: las bacterias pueden entrar y comenzar a descomponer el plástico en las botellas tengan cierto desgaste interno, grietas, decoloración y rayones. 

  • Un sabor "extraño" en el agua: una de las señales más fáciles de que una botella reutilizable debe ser desechada es si algo anda mal con el sabor del agua, ya que a medida que las bacterias crecen y desgastan el material, pueden provocar un mal gusto en el contenido.

  • Decoloración y resistencia a la limpieza: si la decoloración no desaparece sin importar cuánto tiempo laves o limpies la botella, es una clara señal de que debe ser reemplazada. Además, se recomienda revisar el sello o la tapa para detectar decoloración y rayones.

Notas relacionadas