Ola de calor extremo en EEUU: las temperaturas llegan a los 47 grados

Se cumplen más de dos semanas en las que las temperaturas superan ampliamente los 40°C en el oeste de Estados Unidos, mientras que en el norte sufren el humo que llega desde Canadá por los focos de incendio que tornan el aire completamente tóxico para respirar.

Por Canal26

Sábado 15 de Julio de 2023 - 18:46

Ola de calor extremo en Estados Unidos. Foto: NWS. Ola de calor extremo en Estados Unidos. Foto: NWS.

El fin de semana recibió a la población estadounidense del oeste y el sur del país con una ola de calor "extremadamente peligrosa", según advirtió el servicio meteorológico, ya que se espera que las temperaturas puedan alcanzar los 47 grados centígrados.

"Se espera que una ola de calor abrumadora y extremadamente peligrosa azote el oeste este fin de semana, así como partes del sur", así lo indicó el Servicio Meteorológico Nacional (NWS) de Estados Unidos en un comunicado de alerta esta mañana.

"Es probable que se registren varios récords de temperatura, y los problemas de calidad del aire serán habituales en varias regiones de Estados Unidos", detallaron.

Dentro de las áreas que se ven afectadas habitan más de 90 millones de ciudadanos, todos ellos bajo estado de alerta por las altas temperaturas. El NWS espera que el calor "permanezca estacionario sobre estas regiones durante los próximos días", por lo que indica mucho cuidado.

Ola de calor extremo en Estados Unidos. Foto: NWS. Ola de calor extremo en Estados Unidos. Foto: NWS.

En Phoenix, Arizona, se pronosticó una máxima de 47 grados, ya que es uno de los estados más afectados por la ola de calor. Este sería el décimo sexto día seguido sufriendo las temperaturas máximas que en más de una ocasión superaron los 43°C.

Parte de ese estado ya se encuentra bajo alerta "magenta", lo que desde el servicio meteorológico explican como el nivel de calor extremo más alto y de larga duración.

Estación de esquí de Bareges con pistas de nieve artificial. Altos Pirineos, suroeste de Francia.Reuters

Te puede interesar:

El futuro incierto de los deportes de invierno frente al cambio climático

Las consecuencias de los diversos temporales

Desde ayer que dotaciones de bomberos luchan en el sur de California para apagar un grupo de incendios que violentamente acabaron con más de 1214 hectáreas y que incluso provocaron de forma obligada la evacuación de los ciudadanos que viven en las cercanías.

Daniel Swain, climatólogo de la Universidad de California en Los Ángeles, explica que el nivel de mercurio que yace en el Valle de la Muerte, es capaz de igualar o superar la temperatura del aire que se haya registrado jamás en la Tierra. Esa temperatura es de 54,4°C, que se registró en el mismo sitio en 2020 y en 2021 de forma consecutiva.

Los incendios y las altas temperaturas no son las únicas preocupaciones de Estados Unidos, ya que desde el NWS también advierten fuertes alertas meteorológicas para las distintas zonas del país: "Tormentas eléctricas de fuertes a violentas, lluvias torrenciales e inundaciones son posibles en varios lugares, en particular y desgraciadamente en Nueva Inglaterra, que ya está saturada".

Incendio forestal en California. Foto: Reuters Incendio forestal en California en 2022. Foto: Reuters.

El estado de Vermont y alrededores, sufrieron a lo largo de toda esta semana inundaciones que fueron catalogadas como "históricas y catastróficas" debido a las las lluvias torrenciales que azotaron sin parar a toda la región del noroeste.

Como si fuera poco, los incendios que aún tienen lugar en Canadá, vuelven a enviar nubes de humo por las ráfagas de viento hacia el sur. Estados como Montana y Dakota del Norte volvieron a sufrir niveles "nocivos" en la calidad del aire, superando la vara de toxicidad que puede ser tolerable para un humano, pero que no debería ser inhalada de ninguna forma.

Aedes aegypti, mosquito transmisor del dengue. Foto: REUTERS.

Te puede interesar:

Alarma en Argentina: el dengue "se está volviendo una enfermedad endémica en todo el país"

El problema causado por el calentamiento global

Según expertos en la materia de la ecología y el medio ambiente, el cambio climático y las emisiones de los gases de efecto invernadero están provocando que las olas de calor sean más frecuentes, más intensas y se prolonguen en el tiempo.

"Las olas de calor se están produciendo con más frecuencia que nunca en las principales ciudades de Estados Unidos", comunicó la Agencia de Protección Ambiental (EPA).

"Su frecuencia ha aumentado de forma constante, pasando de una media de dos olas de calor al año en la década de 1960 a seis al año en las décadas de 2010 y 2020", sentenció devolviendo la importancia a uno de los temas que cada vez preocupa más: el cuidado del medio ambiente.

Notas relacionadas