Identidad Marrón: "Argentina es aspiracionalmente blanca"

Vivimos un gran "mito" al pensar que las caras de los argentinos mostradas en el exterior son blancas. Los marrones vienen a contar una historia censurada para todos

Por Mauro Calvagna

Martes 28 de Junio de 2022 - 00:01

Identidad MarrónIdentidad Marrón, colectivo de marrones en Argentina. 

En muchas ocasiones nos preguntamos de dónde venimos, quienes son nuestros ancestros, en que lugares habitaban y como eran sus costumbres. Hay una gran parte de argentinos que no tienen esas respuestas, ya que no existen registros históricos de los nativos de nuestro país. Con la necesidad de visibilizar parte de un proceso de invisibilización por parte de la cultura blanca nace como grupo la Identidad Marrón. El colectivo, desde una crítica antirracista, buscan derribar el mito de la Argentina y que las personas marrones dejen de ser el objeto de la mirada hegemónica para empezar a ser sujetos que construyen su propia realidad, tomando espacios de los que silenciosamente han sido segregados por años.

En esta ocasión para hablar de ello entrevisté a David Gudiño licenciado en actuación, dramaturgo y arte terapeuta y a Sandra Hoyos, investigadora docente Universidad Nacional General Sarmiento, Licenciada en Política Social, Diplomada en Géneros y Políticas. Docente, tallerista en Educación Sexual Integral, Estudios de géneros. Ambos son parte de Identidad marrón y me invitaron a reflexionar sobre una premisa principal: "La Argentina no es blanca".

 

Calle techada. Foto NA.

Te puede interesar:

Única en Sudámerica: la calle techada de Argentina que tiene 60 años de historia

¿Cómo nace Identidad Marrón?

El colectivo nace como respuesta al racismo invisibilizado en el país, como espacio de encuentro y visibilización de las personas indígenas, aquellas consideradas como negros/negras populares y que llamamos personas marronas. La propuesta es impulsar una herramienta de lucha para reivindicar las pieles y rostros de las personas descendientes de indígenas, campesinas, migrantes, algo que se ha intentado silenciar por el mito de la Argentina blanca venida de los barcos.

En un artículo de la sección Argentina del Manchester Digital Exhibitions habla que "Marrón es una organización que se dedica a problematizar el racismo estructural, institucional e interpersonal; es un planteamiento político, jurídico, artístico y cultural pensado desde el Sur Global; es una respuesta antirracista hacia la invisibilización del racismo que existe en toda América Latina hispanoparlante".

Identidad MarrónIdentidad Marrón en Argentina. Foto: Manchester Digital Exhibitions.

Para ahondar más en el tema hoy existe una distinción que no podemos pasar por alto y es la de racismo estructural. "Esta es una noción que pudimos dar cuenta después de haber transitado toda una historia de vida marcada por algo que sentíamos que nos pasaba pero que no le podíamos poner nombre. Tenía que ver con nuestra corporalidad, nuestro color de piel y con algo que lo veíamos cotidianamente en nuestro barrio, escuela o lugares que íbamos. Sin embargo no se nombraba, no se evidenciaba el por qué era. El racismo estructural en nuestras vidas no nos permitió posicionarnos de forma igualitaria ante las demás personas", revela la Licenciada Hoyos.

 

Ciudad de Buenos Aires. Foto: Unsplash

Te puede interesar:

Top 10 latinoamericano: dos ciudades de la Argentina figuran entre las mejores para hacer turismo

Medios de comunicación, cine, TV y puestos de poder sin personas "marrones"

En ocasiones nos sucede de ver una serie o película y generar empatía con aquellas personas que cuentan una historia ficcionada que podría ser la nuestra, haciendo que nos veamos representados en aquellos espacios ficcionados. El ver caras, cuerpos, relatos, líderes que se asocian a la vida que llevamos nos conecta con sentirnos vistos por la sociedad, pero no es este el caso del colectivo marrón.


David Gudiño, miembro del espacio Identidad Marrón lo revela de esta manera: "Es muy difícil encontrar personas con nuestros rasgos y nuestros rostros en los medios...En las películas Argentinas que ganaron los Óscar o las que fueron premiadas en festivales de cine internacional ¿había personas con rasgos indígenas?, ¿estábamos nosotros ahí representados?, seguramente la respuesta sea no (...) Si te pones a pensar como son los periodistas, los actores, los famosos, los referentes del país y te preguntás: ¿qué colores tienen?. Ahí podemos ver de que claramente nosotros no estamos representados".

En su Tik Tok David sube contenidos que atraen a sus más de 97 mil seguidores y crea videos para visibilizar lo que muchas veces tienen que pasar las personas marrones. "A mí me han dicho en un tik tok: jamás vi un argentino de tu color de piel", revela el líder del colectivo. En relación a ello uno de los videos que se hizo viral fue el cortometraje "Argentina no es blanca" que hizo para competir en Cannes.

 

 
 
 
Ver esta publicación en Instagram

Una publicación compartida por Identidad Marron (@identidadmarron)

 

Construcción del prototipo del reactor CAREM-25. Foto: argentina.gob.ar.

Te puede interesar:

Cese en la producción nuclear argentina: se detuvo la construcción de los reactores CAREM-25 y RA-10

Discriminación, Xenofobia y racismo a los marrones en Argentina

Según el CENSO 2010 la población indígena o descendiente de pueblos indígenas u originarios en viviendas particulares y personas que se autorreconocen como descendientes (porque tienen algún antepasado), o pertenecientes a algún pueblo indígena u originario (porque se declaran como tales) era de 955.032 personas en todo el territorio argentino.

Estos son los últimos datos estadísticos de las poblaciones que durante mucho tiempo no fueron reconocidas ni tenidas en cuenta. "Muchos y muchas no sabemos de que población índigena venimos porque el registro del archivo es un privilegio de quienes provienen de ancestros europeos" revela Gudiño.

Identidad MarrónIdentidad marrón. Foto: Manchester Digital Exhibitions.

"Argentina es aspiracionalmente blanca pero si te preguntás de qué color es la pobreza en Argentina, qué colores habitan en las cárceles, de qué color son los chicos que son asesinados por el gatillo fácil, vas a ver que hay uno solo y allí están nuestros rostros", revela Gudiño.

 

Islas Malvinas. Foto: Télam.

Te puede interesar:

Los avances del Reino Unido para someter a las islas Malvinas a su dominio en 2024

Acceso a la educación y visión marrón

"Los lugares que ocupamos costruyen subjetividades y proyectan futuro", afirma Sandra Hoyos. "El hecho de habernos encontrado en comunidad nos permitió acceder a lugares que generacionalmente e históricamente otras personas de nuestra familia nunca ocuparon (...) Está vinculado al acceso a las instituciones. Por ejemplo, yo puedo hablar del acceso a la universidad pública, yo soy la primera graduada universitaria en mi grupo familiar. Las universidades en el conurbano tienen que ver con cuestionar, problematizar e interpelar que hay ciertos sectores que aparentemente no llegan a la universidad y el no poder investigar o estudiar lo que le sucede a las personas que habitan en el conurbano, de dónde provienen sus origenes (...) En el derecho a la educación hay una gran exclusión de determinados sectores en la población", afirma una de las líderes del movimiento.

 

Al finalizar la entrevista cuando les pregunté sobre la visión que tienen del colectivo marrón tanto David como Sandra coincidieron en: "Queremos que la vida de las personas marrones, de las niñeces y adolescencias pueden tener otras vidas posibles y poder proyectarse para que esa representatividad no sea del orden de aspirar algo que no se es. Buscamos el acceso igualitario a derechos donde todos tengamos la posibilidad de expresarnos. Queremos representatividad y que nuestros rostros aparezcan en la televisión o que salgan en un programa de radio o en una imagen buscando que se abran los espacios para muchos marrones".

Notas relacionadas