Precaución microondas: ¿por qué recomiendan no calentar comida en recipientes de plástico?

Una investigación publicada en la revista de la Sociedad Estadounidense de Química analizó la liberación de microfragmentos de los envases de plásticos.

Por Canal26

Jueves 17 de Agosto de 2023 - 16:45

Los científicos evaluaron la liberación de microplásticos luego de calentar líquidos en un recipiente por tres minutos en el microondas a máxima potencia. Foto Unsplash. Los científicos evaluaron la liberación de microplásticos luego de calentar líquidos en un recipiente por tres minutos en el microondas a máxima potencia. Foto Unsplash.

Si bien calentar alimentos y bebidas en el microondas es algo práctico, común y fácil para todos, sus contraindicaciones son evidentes y suelen causar polémica. Quizás se debe a que nos cuesta admitir que un método tan rápido y cómodo sea perjudicial para nuestra salud.

Una nueva investigación de la Universidad de Nebraska-Lincoln, EEUU, publicada en ACS, la revista científica de la Sociedad Estadounidense de Química reveló que calentar alimentos en el microondas es una forma de ingerir grandes cantidades de partículas de plástico.

En este caso, los investigadores analizaron recipientes de alimentos para bebés hechos de polipropileno y polietileno que son materiales aprobados como seguros por los reguladores de la Administración de Drogas y Alimentos de los EEUU (FDA, por sus siglas en ingles).

Calentar recipientes de plástico en el microondas puede liberar una cantidad sorprendente de nanoplásticos y microplásticos. Foto Unsplash. Calentar recipientes de plástico en el microondas puede liberar una cantidad sorprendente de nanoplásticos y microplásticos. Foto Unsplash.

Así fue como descubrieron que calentar recipientes de plástico en el microondas puede liberar una cantidad sorprendente de nanoplásticos y microplásticos. En algunos casos, se encontraron más de 2 mil millones de los primeros mencionados y 4 millones de los microplásticos por centímetro cuadrado del contenedor, luego de pasar varios minutos bajo los efectos del calor de este moderno artefacto doméstico.

Hasta el momento, no se sabe completamente las consecuencias de ingerir estas partículas. Sin embargo, la Organización Mundial de la Salud (OMS) ha recomendado limitar la exposición a los microplásticos.

Espacio. Foto: Reuters.

Te puede interesar:

La próxima Tierra: ¿cuáles son los 4 planetas que podrían tener vida inteligente?

Cómo fue llevado a cabo el estudio

El estudio comenzó en 2021 donde realizaron experimentos con recipientes de alimentos para bebés y una bolsa reutilizable, calentándolos en un microondas y luego analizando los líquidos en busca de partículas de plástico.

Los resultados mostraron que la cantidad de partículas liberadas dependía de varios factores, incluyendo el tipo de recipiente y líquido. Los bebés y niños pequeños que consumen productos calentados en el microondas están ingiriendo las mayores concentraciones relativas de plástico.

Calentar recipientes de plástico en el microondas puede liberar una cantidad sorprendente de nanoplásticos y microplásticos. Foto Unsplash. Calentar recipientes de plástico en el microondas puede liberar una cantidad sorprendente de nanoplásticos y microplásticos. Foto Unsplash.

A su vez, los experimentos sugirieron que la refrigeración y el almacenamiento a temperatura ambiente también podrían liberar microplásticos y nanoplásticos.

El autor principal del estudio, Kazi Albab Hussain, mostró su preocupación personal como padre e insistió en que las personas merecen conocer los riesgos y elegir con información previa disponible. Junto con la colaboración de otros expertos, el equipo también expuso células renales a las partículas de plástico, observando una alta tasa de mortalidad.

El estudio plantea incógnitas sobre las capacidades de diferentes células y la necesidad de encontrar otras alternativas a los plásticos para el almacenamiento de los alimentos. Por último, Hussain concluyó con la esperanza de que los investigadores puedan desarrollar plásticos que no liberen estas partículas o que lo hagan de manera insignificante.

Estos hallazgos representan una advertencia importante sobre los riesgos potenciales asociados con el uso común de plásticos en la cocina, enfocándose principalmente en la salud de los niños.

Notas relacionadas